Seleccionar página

 

En Mayo de 2016 lancé mi primera idea de negocio real junto con otra persona. Actividades de ocio para niños en salas de conciertos.

El modelo era sólido como una roca, o al menos eso nos parecía. Te cuento el planteamiento:

Las salas de conciertos tienen un local muerto durante las horas diurnas que no usan y que sin embargo están pagando religiosamente. Nuestra propuesta solo tenía que mejorar ‘no perder dinero’.

Mi compañero tenía una cartera de clientes llenita de padres que ya le conocían de haber montado cumpleaños para sus hijos, actividades extraescolares y cosas así. No teníamos que preocuparnos ni de hacer difusión.

Casualidades del destino, la normativa en Madrid con respecto a las salas de concierto cambió justo en el momento en el que decidimos lanzar nuestra idea. Donde antes no podían entrar menores en ningún momento ahora sí, siempre que fueran actividades tuteladas y sin publicidad de bebidas alcohólicas y así. No teníamos competencia, ni los locales diversidad de opciones. Eramos como dos aguadores en medio del desierto.

¿Fácil verdad?

Eramos buenos haciendo lo que hacíamos. Había una necesidad real. Teníamos a los clientes.

Ni a los hijos de los reyes se las ponían tan a huevo.

 

LECCIÓN NÚMERO #0 LA LÓGICA NO DEFINE LA REALIDAD.

 

Nuestro plan era la bomba. En nuestras cabezas, en nuestros mundos. Utilizamos nuestra lógica, para nosotros todo tenía un sentido claro, todo estaba cristalino.

De lo que no nos dimos cuenta más tarde es que nuestra lógica no era como la de otras personas. Igual que la de un hijo no es como la de su madre ni como la del vecino del quinto, lo mismo nos pasó a nosotros.

Ya he desvelado el final de la historia con el título, así que sí, como ya venías intuyendo FRACASAMOS.

Yo ni me lo podía crear. ¿O sí?

Veamos qué es lo que falló.

1. NO CENTRARNOS EN GENERAR INGRESOS.

Los dos lo teníamos muy claro. Montamos todo ésto para ganar dinero, para tener un sueldo haciendo algo que nos gustara. Sin embargo, a la hora de la verdad le dimos prioridad a todo antes que a nuestros ingresos:

Los niños, las actividades, la luz, el decorado, que el espacio fuera accesible, el cartel, nuestras camisetas, nuestro nombre artístico…podría seguir hasta cien.

Entiendo que alguien diga, ‘hombre, que los niños se lo pasen bien es centrarse en los ingresos’, Mi opinión ahora es que depende del enfoque:

Quiero ganar dinero. ¿Qué necesito? Que la gente consuma. ¿Qué necesito? Que vengan padres. ¿Qué necesito? Que vengan sus hijos. ¿Qué necesito? Que se lo pasen bien.

Parece lo mismo pero no lo es, ¿por qué?. Porque si conseguimos que se lo pasen bien haciendo un poco de ejercicio éso va a conseguir que al final tengan sed y se pidan un refresco. Sino no.

Cuando un padre o una madre vaya a la barra a por una Cocacola es bastante posible que también se pidan algo para ellos.

Ahora se lo pasan bien pero también nosotros conseguimos ganarnos el sueldo.

Las estrategias de venta no tienen nada de perverso, ya es hora de quitarle tantos complejos al tema de vender.

Si los niños quieren pasárselo bien, o sus padres/madres tener un plan distinto el Domingo por la mañana, ellos son los primeros interesados en que nosotros saquemos algo por lo que hacemos . Si el plan no es sostenible, el plan muere. Todos perdemos.

2. NO COGER UNA VISIÓN GLOBAL DEL COSTE BENEFICIO DESDE EL PRIMER MOMENTO.

Un día que yo ya empezaba a ver que económicamente el plan se tambaleaba, decidí llamar al dueño de la sala para quedar con él para echar números contando absolutamente todos los factores.

Lo realmente importante se resumía, como casi siempre, en algo muy básico:

A-B>0

Es decir, que los ingresos (A) tenían que ser mayores que los gastos (B).

 

Ingresos: Entrada y consumiciones.

Entrada: no queríamos cobrar a todo el mundo. Niños o padres, pero no ambos, no parecía ético cobrar a un padre solo por tener que estar ahí figurando como tutor legal, ¿no?

Consumiciones: Piensa en cuando eras pequeño. Cuantas cervezas se tomaba tu padre o tu madre cuando tenían que esperarte mientras tu retozabas en la piscina de bolas? Una? Ninguna?

Yo los recuerdo más bien sentados en una silla, sujetando el abrigo y con cero ganas de socializar.

Nosotros no incentivamos que los padres y madres consumieran nada, ¿resultado? Ni 100€ en consumiciones por día.

 

Gastos

Un camarero para servir consumiciones. No es legal que nosotros las sirvamos sin estar contratados por el local. 60€ por cada ‘sesión’. Glups.

Electricidad, y todo el rollo, pero contando con que todas las cámaras de hielos y otras historias tenían que estar encendidas desde el día antes -nuestras actividades eran por la mañana-.

Los zumos son un euro, pero claro, 0.30 hay que descontarlo que es lo que se le paga al proveedor.

Y al acabar hay que contratar a alguien que limpie -o limpiar nosotros- para no dejar el suelo lleno de palomitas y confeti.

Y así sucesivamente.

Pequeños gastos que se iban sumando haciendo del grano una montaña.

Ahora me hace mucha gracia cuando oigo a gente decir que nos ‘roban’ cuando nos cobran un refresco a 2€ cuando al bar le cuesta 40 céntimos. Si tan clara está la ruta del dorado, ¿por qué no se lanzan a ello?

Bueno, seguimos. A todo ésto, los beneficios había que dividirlos entre dos, mitad para nosotros mitad para los dueños del local. Y a su vez entre dos -mi compañero y yo- para llegar a lo que finalmente me metía en el bolsillo.

El primer día hicimos medio aforo y creo que me volví a casa con poco más de 15€.

4 horas de espectáculo y actividades y muchísimas más de trabajo previo de planificación, diseño, etc. Poco más o menos estábamos pagando por trabajar.

Que no cunda el pánico, estamos empezando. ¿Pero empezando con qué? Si el primer día estábamos haciendo ya medio aforo, ¿eso quería decir que el día que llenásemos íbamos a hacer 30€?

Bloqueo.

3. NO PENSAR EN UN MODELO DE NEGOCIO ESCALABLE.

Neogcio escalable: que tenga vías de crecimiento. Si compras un terreno de 1×1 metros es difícil que vendas más de 40 manzanas.

Nuestro entorno de trabajo se reducía al viernes por la tarde, sábados y domingos. Entre semana, poco o nada.

Pensamos en desdoblarnos y hacer un par de locales, pero tanto mi compañero como yo eramos necesarios en nuestros propios shows. Ambos eramos dinamizadores, músicos, etc. Teníamos que estar presentes, y por el momento juntos.

Otra complicación. La cartera de clientes que teníamos se ceñía a un solo barrio de Madrid. Si queríamos expandir horizontes a otras salas de concierto en otras zonas de la ciudad nos iba a tocar arañar clientes desde la más absoluta nada.

El horizonte era bien oscuro. No había, o había muy pocas, vías claras para poder crecer, generar más ingresos o tener otras posibilidades donde desarrollar nuestra actividad.

4. NO PRIORIZAR

‘Cuando las prioridades están claras, las decisiones se hacen fáciles’

Un error nuestro fue no monetizar el negocio, pero realmente ese error vino por no priorizar y ser consecuentes.

¿Cuál es el objetivo último? ¿Por qué haces lo que haces?

Nosotros queríamos ganar dinero con lo que hacíamos, éso estaba claro desde el principio, pero a la hora de la verdad le dedicábamos el mínimo espacio de tiempo. Todo tenía más importancia, pero sin embargo no era lo que iba a sostener el proyecto a largo plazo.

Hay gente que lleva a cabo actividades por otros objetivos que no son ganar dinero. Desde luchar por los derechos de otras personas hasta acampar en medio del monte.

Estas personas saben perfectamente que no tienen ningún objetivo en ganar dinero, y no le dedican ni un solo segundo. Y hacen de maravilla.

5. NO PEDIR FEEDBACK (O PEDIR FEEDBACK DE POCA UTILIDAD)

Feedback se define como una opinión externa. Y añadiré algo: un buen feedback es oro puro.

Nosotros pedimos feedback, sí. A los padres y a los peques. ¿Os ha gustado? Sí. ¿Volveríais? Sí. ¿Qué os gustaría que hiciéramos? Bueno ya han dicho que van a volver ¿no? Entonces para qué cambiar, nos quedamos ahí.

Otra vez el local lleno para sacar 15€.

Entretener se nos daba de maravilla, pero en nuestra poca amplitud de miras seguíamos abordando ese aspecto como única vía de mejora.

Eramos pintores de bicicletas.

¿Alguien se imagina a Lance Armstrong eligiendo durante meses y con un detalle minucioso los colores de cada parte de su bicicleta con el objetivo de ganar el tour?

No, se sube al sillín y se pone a dar pedales desde primera hora de la mañana. Se dedica a mejorar en lo importante para SU objetivo.

Nosotros no pedimos Feedback en ningún momento que nos sirviera con la parte económica de nuestro negocio.

  • No pedimos feedback a los dueños de la sala.
  • No preguntamos a amigos que supieran de este tema concreto.
  • No contratamos a un experto, cuando ya estábamos a punto de renunciar, para que nos diera unos puntos claros sobre los que actuar.

Dábamos una espectáculos estupendos y queríamos comer de los aplausos, pero con el tiempo -poco- nos dimos cuenta que los aplausos están bien pero te dejan con un hambre terrible.

 


 

Al final todo murió por no ser sostenible. Murieron las conversaciones con los dueños de la sala, nuestra ilusión marchito y todo se lo llevo la corriente poco a poco hasta que cuando nadie movió un dedo, nada pasó, y dejó de haber actuaciones.

Si de esta breve experiencia puedo dar algún consejo, es éste: Aparta la niebla y define claramente y sin tapujos tu objetivo número 1. Haz que todo lo demás sirva para darle fuerza.

No cometas los mismos errores que yo, pero permítete cometer errores. El aprendizaje de hacer, de probar y de lanzar cosas no se consigue ni con 100 años de estudio.

When was the last time you tried something giving your best and failed? What do you really lose when things go wrong? Pride? Would you survive? Yes? Then fail more.

– Sebastian MARSHALL

¡Ánimo! 🙂

Pablo Bienz

Pablo Bienz

Tengo la convicción de que el mundo se mueve hacia una escala de valores cada vez más humana.

Escribo con el propósito de conectar a todas aquellas personas que quieren dejar de imaginar para pasar a ser partes activas de un cambio real.
Pablo Bienz
Share This

¡ÚNETE A LA COMUNIDAD!

 

¿Quieres que te avise de lo que voy publicando además de recibir contenido exclusivo?

-

Ni Spam ni nada que se le parezca. A mi tampoco me gusta.

¡Enhorabuena! Ya estás suscrito/a :)